Los flashes, las tapas de los diarios, la ovación, el reconocimiento de pares e hinchas. Todo esto se lo suelen llevar los autores de los goles en cada uno de los partidos. Sin embargo, hay un trabajo silencioso que muchas veces no se ve y que puede ser igual o hasta más importante que empujar la pelota a la red.
La primera fecha del Campeonato de Primera División dejó varias cosas para analizar y, entre ellas, se encuentra la efectividad de los pases, un dato no siempre conocido y que puede dejar a las claras el buen rendimiento de un jugador.

Tal es el caso de Sebastián Driussi, jugador de River que anotó un tanto en la goleada ante Banfield pero que, además, hizo 21 pases durante todo el encuentro y todos fueron correctos, lo que lo convierte en el jugador con más efectividad a la hora de pasar el balón de la primera fecha del fútbol argentino.

Curiosamente (o no), el hombre que comparte el "honor" de ser el mejor pasador de la fecha es el defensor Matías Caruzzo, quien en el partido ante San Martín de San Juan en el Nuevo Gasómetro entregó sus 35 pases a destino. El podio lo completa Jonathan Maidana, defensor millonario, quien hizo 45 pases y sólo erró 1.

Embed
En cuanto a la cantidad de pases correctos, el que encabeza la lista es también de River, Ignacio Fernández, con 89 entregas a destino, seguido por dos de sus compañeros: Leonardo Ponzio (85) y Arturo Mina (67).

Embed
Finalmente, del otro lado se encuentran los que más pases incorrectos hicieron en la primera jornada. Ese ranking lo lidera el defensor de Atlético Tucumán, Bruno Bianchi, con 15 equivocaciones, misma cantidad que Jonathan Galván, de Aldosivi. Milton Casco, de River, cierra el podio con 14 pases mal dados.

Embed