El Comité Olímpico Internacional (COI) decidió sancionar la última semana a la atleta cubana Yarelys Barrios por dar positivo en controles antidopaje en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, situación que la obligaría a devolver su medalla.
Sin embargo, Barrios, que consiguió la presea plateada en lanzamiento de disco en aquella cita olímpica, no podrá cumplir con la devolución debido a que, insólitamente, vendió su medalla por Ebay, según dijo.

La cubana fue sancionada por dar positivo en "acetazolamida", sustancia prohibida por el COI. Pese a esto, ella insiste con su inocencia: "El único dopaje que conozco es el sol en la pista. Sigo creyendo que se trata de un error, siempre estuve limpia".