Conseguir un ticket para presenciar el partido entre la Selección nacional y la Vinotinto no es nada barato. En la reventa, las entradas se venden a 30 mil bolívares, lo que representa una cifra cercana al salario mínimo de la población local. ¿No será mucho?

Los tickets que en junio pasado se vendieron (y se agotaron en menos de una semana) en un rango de 2.500 a 16.000 bolívares en las últimas horas se ofrecían a 30.000, una cifra cercana a lo que se calcula que es el salario mínimo de Venezuela.

Teniendo como referencia la cotización del dólar que se maneja en el mercado ilegal (entre 900 y 1.000 bolívares), las entradas tienen un valor aproximado de 30 unidades de la moneda norteamericana.

Embed
No obstante, estos precios no fueron impedimento para frenar la pasión de los merideños y del resto de la población venezolana que cuenta las horas para ver en vivo a la Vinotinto ante Argentina.

La baja de Lionel Messi por lesión acrecentó la cantidad de tickets que fueron ofrecidos en la reventa pero a medida que se acerca la hora del inicio del encuentro confiaron que el valor podría igualarse con el original.