El triunvirato cegetista se reunió con referentes de Barrios de Pie, la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP) y la Corriente Clasista y Combativa (CCC).
La CGT unificada se reunió este miércoles con organizaciones sociales críticas del Gobierno para "trazar un vínculo cercano" y así poder "universalizar la agenda" de reclamos de los trabajadores formales y los informales.

El encuentro se llevó a cabo en el Salón Felipe Vallese de la histórica sede de la calle Azopardo y los secretarios generales del triunvirato de la Confederación General del Trabajo, Juan Carlos Schmid, Héctor Daer y Carlos Acuña, oficiaron de anfitriones para recibir a dirigentes de distintas organizaciones que se movilizaron en reiteradas ocasiones en los últimos meses en contra de las medidas del Gobierno de Mauricio Macri.
Entre ellos estuvieron presentes referentes de Barrios de Pie, la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP) y la Corriente Clasista y Combativa (CCC). "Muchos de nosotros hemos venido desde antes de este triunvirato para tener una mirada mucho más abarcadora de la nueva composición de la clase trabajadores. Hay que tener una mirada mucho más profundas porque son compatriotas que no tienen el mismo rango de defensa que tenemos nosotros, en muchos casos no tienen acceso a la seguridad social, ni a un convenio colectivo, ni a una representación", señaló el secretario general del Sindicato de Dragado y Balizamiento.
En diálogo con Radio Nacional, Schmid indicó que el objetivo de la reunión fue "empezar a trazar un vínculo mucho más cercano" con esos "compañeros que han podido organizar ese mundo tan heterogéneo".
Por su parte, el líder del gremio de Sanidad resaltó que el encuentro fue "un punto de partida, una estrategia común para universalizar la agenda tanto de los sectores en la formalidad como de los que están en la informalidad".
"Todos entendemos que es necesario una interlocución social que comprenda a todos los trabajadores, sin importar la suerte que tuvieron en la vida", agregó Daer. A su turno, Acuña explicó que la presencia de las organizaciones sociales en la CGT se enmarcó en "una ronda de consulta con todos los sectores de la sociedad para aconsejar al Comité Confederal" que se reunirá el próximo 23 de septiembre para definir las acciones a seguir.
En tanto, el coordinador nacional de Barrios de Pie, Daniel Menéndez, resaltó que "hay incertidumbre porque no se genera empleo, ni siquiera trabajo informal". "Hace tiempo que nos venimos encontrando con la CGT. Ahora lo hicimos público. Nosotros acompañaremos los planteos de la CGT y ellos incorporarán nuestros reclamos. Está bueno poder articular con ellos. Es una buena señal", agregó. En ese sentido, Menéndez destacó el avance en el vínculo, ya que recordó que "la CGT no reconocía a los trabajadores precarizados".