En una dura crítica a la situación social, la Comisión Episcopal advirtió que los problemas sociales en el país "son graves y urgentes" por lo que las respuestas "también deben serlo".
La Iglesia advirtió este miércoles que cuando hay hambre no se le puede pedir a los pobres que esperen "tiempos mejores" por lo que reclamó soluciones "urgentes" al convocar a la colecta Más por Menos que se realizará este fin de semana bajo el lema "Más misericordia por menos exclusión".

La Comisión Episcopal de Ayuda a las Regiones Más Necesitadas destacó que el papa Francisco animó a participar de esta iniciativa solidaria en su mensaje del 12 de agosto, en el que exhortó "a ser sensibles ante el grito de dolor de tantas personas marginadas y descartadas".

En tanto, el presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral Social, monseñor Jorge Lozano, instó a acercarse "a tantas situaciones de abandono y desamparo" mediante la colecta y sostuvo que "cuando el hambre entra en vigencia no da tregua, por lo que no se puede pedir a los pobres que esperen tiempos mejores. Hay que acudir ahora".

El arzobispo afirmó que los problemas sociales en el país "son graves, urgentes", por lo que las respuestas "también deben serlo" y reclamó a las autoridades "soluciones que cambien las estructuras sociales injustas". "Gente que duerme en la calle, niños que no se alimentan adecuadamente, abuelos que no tienen acceso a los medicamentos, viviendas precarias hasta lo inmoral", describió el prelado al alentar a la colecta Más por Menos de este fin de semana.

Embed
El obispo de Río Cuarto y miembro de la Comisión Episcopal para las Regiones Más necesitadas, monseñor Adolfo Uriona, aseguró que la colecta Más por Menos 2016 se realizará en un contexto socioeconómico "muy difícil", por lo que pidió "agudizar la sensibilidad" a la hora de colaborar y asistir a los sectores más desprotegidos.

"La invitación de Francisco a ser 'sensibles ante el grito de dolor de tantas personas marginadas y descartadas' es una motivación extra para la colecta, porque las palabras del Papa resuenan en el corazón de todos y no sólo en el de los católicos", dijo.

Monseñor Uriona insistió en reclamar "sensibilidad" y pidió "no olvidarse de que hay muchas personas en la pobreza y la indigencia. Todos podemos dar algo, para otros que tienen menos".

La Comisión Episcopal de Ayuda a las Regiones más Necesitadas informó que el total colectado en la edición 2015 fue de 32.845.361,23 pesos, cifra que significó un récord histórico de recaudación para esta iniciativa solidaria de la Iglesia.

Embed
Asimismo, indicó que el crecimiento del 45% con relación a la de 2014 permitió atender a las 25 diócesis ubicadas en las regiones más necesitadas y asistir a 270 proyectos provenientes del resto de las diócesis.

Luis Porrini, administrador de la Colecta, explicó que la Comisión Episcopal de Ayuda a las Regiones más Necesitadas recibe donaciones todo el año mediante depósito o transferencia bancaria (cuenta corriente 00013892/9 del Banco Santander Río casa central, CUIT 30-51731290-4, CBU 0720000720000001389290), o a través de tarjetas de crédito Visa, Mastercard, American Express y Diners.

También en cualquier sucursal de la red Pago Fácil, con la sola presentación del DNI, para "aquella gente que no va a la Iglesia y para los hombres de buena voluntad que quieran ayudar", manifestó.

Embed