Los trabajadores mantienen el estado de "asamblea permanente" y esperan que la compañía les brinde mayores medidas de seguridad para que no vuelva a ocurrir otra tragedia. El viernes un electricista se encontraba reparando una formación cuando se desplomó el elevador y fue aplastado por el colectivo. Desde entonces, los empleados iniciaron la medida de fuerza.
Trabajadores de la Línea 60 de colectivos que este viernes iniciaron un cese total de actividades luego de que muriera un operario en uno de los talleres, mantienen la medida de fuerza y esperan que la empresa les garantice mayores medidas de seguridad.

paro-colectivos. linea 60
"A casi 24 horas de la muerte de un compañero, no muestran un poco de sensibilidad", dijo a Télam el delegado de los trabajadores, Néstor Marcolín y apuntó contra la empresa, el Ministerio de Trabajo, el Gobierno de la Ciudad y la Superintendencia de Riesgos de Trabajo.

En ese sentido, informó que habían denunciado en Marzo ante la SRT la falta de seguridad en las nuevas instalaciones que la Línea 60 y aún se preguntan "cómo el gobierno de la Ciudad pudo haber permitido la apertura del lugar".

"Están dejando que fluya, que nos cansemos durante el fin de semana no hay organismo oficial que tome el toro por las astas", agregó.

Enfrentamiento Choferes Delegados Línea 60. C5N
El delegado explicó que, aunque la patronal se hiciera presente y los choferes quisieran retomar el servicio, "no están dadas las condiciones" materiales para reanudar el transporte de pasajeros desde Constitución hasta zona norte.

Embed
Este viernes, David Ramallo, un electricista de 35 años se encontraba trabajando en una formación, en el taller ubicado en el barrio de Barracas, cuando el elevador se desplomó y el colectivo lo aplastó. Inmediatamente fue trasladado a un hospital pero murió a las pocas horas. Desde entonces, los trabajadores comenzaron un paro para exigir condiciones de trabajo dignas.