La candidata presidencial estadounidense Hillary Clinton calificó a "la mitad de los seguidores de Donald Trump" como un "cesto de miserables". La respuesta no se hizo esperar. Desde el equipo de campaña del republicano respondieron que la exsecretaria de Estado "insultó a millones de estadounidenses".
Hillary Clinton fue "demasiado ofensiva con sus insultos a mis seguidores, millones de personas y trabajadores maravillosos, creo que le va a costar mucho a las urnas", replicó por su Twitter Trump.

Embed

La ex primera dama afirmó, durante un evento de la comunidad gay (LGBT) en Nueva York para recaudar fondos para su campaña electoral, que una parte de los seguidores del candidato presidencial republicano son "racistas, sexistas, xenófobos e islamofóbicos".

El resto de los votantes, continuó la ex Primera Dama, "quieren cambiar" porque están desilusionados con la actual situación económica y con el gobierno. "Para simplificar, se puede poner a la mitad de los seguidores de Trump en lo que yo llamo el 'cesto de los miserables', y desafortunadamente hay personas así", precisó. "Pero la otra mitad, son individuos desilusionados con una desesperada necesidad de cambio".

Hillary Miserables.mp4

"Ellos no creen en todo lo que él les dice, pero reciben una mínima esperanza de ver cambiar sus vidas", continuó la candidata demócrata. Hillary le pidió a la comunidad LGBT que "intervengan" si tienen amigos que estén pensando en votar a Donald Trump. "Solo es necesaria una conversación terapéutica para que cambien de idea", dijo la demócrata. "Amigos, no dejen que sus amigos voten por Trump", insistió.

Por otro lado, Hillary dijo que está "muy decepcionada" de que Trump continúe elogiando al presidente ruso Vladimir Putin. Mientras tanto, Hillary tiene intenciones de visitar Ground Zero y participar de la ceremonia por el 15 aniversario de los atentados terroristas del 11 de setiembre contra las Torres Gemelas.