Se trata de César Altea, titular del servicio de emergencias CREM, según pudo saber minutouno.com. Despidieron también a otros dos trabajadores públicos, en un episodio que se destapó a raíz de un tuit de una supuesta ex empleada.
El director del servicio de emergencias CREM, que depende de la Municipalidad de Quilmes, se vio envuelto en un escándalo por el que debió dejar su puesto, a raíz de que en las últimas horas se filtraran fotos suyas fumando marihuana junto a otros empleados públicos.

Se trata de César Altea, quien hasta este lunes dirigía el servicio de emergencias local (similar al SAME porteño), pese a no ser médico ni emergentólogo, pudo saber minutouno.com a través de fuentes extraoficiales.

Este sitio se comunicó con voceros del Municipio comandado por el macrista ex chef televisivo Martiniano Molina y pidieron tiempo para confirmar la noticia -que no desmintieron-, pero no volvieron a comunicarse para dar una respuesta oficial.

Junto con él también dejaron su cargo el director del Dispensario Municipal, de apeliido Espina, y otro médico del sistema público de salud quilmeño.
Embed
Las fotos fueron difundidas por Twitter la semana pasada por una supuesta ex empleada que se define como "enfermera de profesión y de sentimiento hasta que un médico corrupto decidió echarme y me dejó sin vida".