Estaba a punto de competir en una carrera de Fórmula 1, pero un desperfecto técnico lo obligó a desistir. Entonces comenzaron los problemas de verdad.
Un piloto de carreras de aviación Fórmula 1 estuvo a punto de perder la cabeza y una mano cuando un rivel pasó con su avioneta a escasos centímetros de él en una pista de Nevada, en los Estados Unidos. El episodio quedó registrado con la cámara de su cabina y fue publicado días después en YouTube.

En la descripción del video, el piloto Thom Richard confesó que usó una de sus nueve vidas el domingo pasado cuando la avioneta de un contrincante le pasó a 96 kilómetros por hora, le golpeó la mano derecha y le hizo "dar una vuelta de 180 grados" en la pista de Reno, en Nevada.

Formula 1 Race #1 'Hot Stuff' Accident

La avioneta de Richard estaba en la segunda fila de despegue, pero cuando el piloto notó el desperfecto en su motor se vio obligado a desistir de participar. Parecía que todos -jueces, técnicos y participantes- habían recibido el mensaje, pero ya era muy tarde para detener al resto de los competidores, incluido el que estaba en la fila de atrás.