El fiscal federal Juan Pedro Zoni pidió impulsar una investigación contra el ex presidente de la línea de bandera por presuntos pagos de sobreprecios en el alquiler de aviones.

El fiscal federal Juan Pedro Zoni pidió impulsar una investigación contra el ex presidente de Aerolíneas Argentinas, Mariano Recalde, por irregularidades en convenios firmados entre la empresa y la firma Sol en 2015 por los que se habrían pagado sobreprecios por el alquiler de aviones.

Para el fiscal "corresponde iniciar una investigación criminal tendiente a establecer si existieron pagos ilegales vinculados al contrato suscripto entre Aerolíneas Argentinas S.A y Sol Líneas Aéreas SA".

Se trata de una denuncia del diputado nacional Martin Osvaldo Hernández, quien basó su presentación en informaciones periodísticas que dieron cuenta de convenios presuntamente irregulares entre Aerolíneas Argentinas y la empresa Sol.

Embed

Según la denuncia Aerolineas pagaba a Sol una suma mensual en dólares por el equivalente a 210 horas de vuelo más el costo del combustible por el alquiler de cada uno de los seis aviones

El diputado aseguró que ese contrato le generó a la empresa Sol ganancias por 70 millones de pesos pagadas por el Estado Nacional y que se habría pagado un 80 por ciento más caro de lo que cuesta cada uno de los asientos de Aerolíneas Argentinas.

El fiscal sostuvo que "se ha de impulsar la acción penal con el objeto de investigar la referida relación comercial que existió entre agosto de 2015 y diciembre del mismo año, a efectos de establecer si existieron conductas criminales que perjudicaron las arcas del Estado Nacional".

Por el contrario, ante la falta de pruebas la fiscalía desestimó investigar otros tres hechos señalados por el diputado denunciante. En uno de ellos se acusó a Recalde de haberse beneficiado con la compra de un paquete en el vuelo chárter de enero de 2010 hacia Punta Cana, México. Según la fiscalía no hay indicios sobre ese hecho.

También se desestimó una denuncia porque allegados a Recalde habrían pagado 146 lugares con destino a Uruguay para ver el partido de Argentina en las eliminatorias 2010, y se habría hecho a un precio infinitamente menor al de mercado.

El fiscal también descartó por falta de pruebas la supuesta connivencia que denunció el diputado entre Aerolíneas Argentinas y la empresa Almundo.com.