El entrenador de Boca, acostumbrado a las definiciones, reunió a sus dirigidos antes de la definición ante Lanús en Mar del Plata y les dio una charla que terminé surtiendo efecto. Escuchá lo que dijo.
"No nos conformemos con el empate, el que elija patear, que elija bien...¡vamos a romperles el culo!", exclamó el Mellizo.