Un hombre que se hizo pasar por un cliente se llevó a punta de pistola la recaudación del negocio. La modelo anunció que este viernes estará atendiendo al público y acompañara a la empleada víctima del hecho.
Eran las 19.30 del miércoles cuando un hombre ingresó al local de ropa interior de Karina Jelinek, diciendo que quería hacerle un regalo a su mujer. Momentos antes de consumar la compra, el hombre sacó una pistola, apuntó a la encargada, le pidió el dinero de la recaudación y se fue.

Embed
"Es la primera vez que nos pasa pero porque abrimos hace muy poquito. Ahora se van a tomar todas las medidas necesarias para que no vuelva a pasar. Vamos a contratar seguridad", relató Candela, la socia de la mediática modelo.

Karina Jelinek
Candela contó que apenas se enteró Karina "se angustió mucho por la empleada, que si bien no sufrió heridas, por suerte, quedó muy mal y vivió un momento espantoso". Por eso, Karina estará este viernes atendiendo al público en su local para hacerse cargo de la prensa que se acerque y acompañar a la empleada.