El Presidente partió este mediodía a Roma para participar el domingo de la ceremonia de canonización del cura Brochero en la Plaza San Pedro y reunirse un día antes con el Sumo Pontífice.
El presidente Mauricio Macri partió este mediodía a Roma para participar el domingo de la ceremonia de canonización del cura Brochero en la Plaza San Pedro y reunirse un día antes con el papa Francisco.

El jefe de Estado partió poco después de las 12.30 desde el aeropuerto internacional de Ezeiza, en el vuelo AZ-681 de la compañía Alitalia, acompañado por la canciller Susana Malcorra; los secretarios de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo, y de Culto, Santiago de Estrada; y el vocero presidencial Iván Pavlovsky.

Embed
También viaja junto a la primera dama, Juliana Awada, y tres hijas de la pareja: Antonia, que cumplió cinco años el lunes; Agustina (de 33), hija mayor del Presidente y fruto de su primer matrimonio con Ivonne Bordeu; y Valentina (de 13), que Awada tuvo con el conde belga Bruno Barbier.

En una entrevista que concedió a la agencia italiana Ansa, Macri había expresado tener "las mejores expectativas" para el encuentro que mantendrá con el papa Francisco, el sábado próximo en el Vaticano, y destacó que ambos poseen una "agenda común", ya que comparten "la preocupación por la pobreza" y "por la lucha contra la corrupción".

Además, destacó la figura del cura argentino José Gabriel Brochero, quien será canonizado este domingo por el papa Francisco en el Vaticano, y remarcó que fue un sacerdote con "mucho liderazgo" que creyó en la "cultura del trabajo y el esfuerzo personal", un valor que comparte el gobierno nacional.
Embed
"Fue un cura con mucho liderazgo, justamente en la búsqueda de generar oportunidades para los cordobeses. Creyó mucho en algo que cree el papa Francisco, que es la cultura del trabajo, el esfuerzo personal", dijo Macri en la entrevista con Ansa.

El mandatario arribará a Roma mañana a la madrugada y ese mismo día tiene previsto participar de un encuentro de la FAO (organismo de la ONU dedicado a la alimentación y la pobreza), en tanto el sábado mantendrá un encuentro en el Hotel Gran Meliá de Roma con todos los embajadores argentinos destinados en Europa.

Macri había mantenido su primer encuentro como presidente con el pontífice el 27 de febrero último.La nueva cita con Francisco será el sábado a partir de las 10.30 de Roma (5.30 de la Argentina) en el estudio anexo al complejo del Aula Pablo VI, y sólo completará la comitiva el embajador argentino ante la Santa Sede, Rogelio Pfirter. Posteriormente, Macri tiene previsto una reunión bilateral con el Primer Ministro de Italia, Matteo Renzi.