La canciller, que forma parte de la comitiva que acompañó al Presidente al encuentro con el Papa Francisco, manifestó que seguirá trabajando para "construir la oportunidad del diálogo" con el país que mantiene ocupadas las islas de manera ilegítima.

La canciller Susana Malcorra expresó este sábado la "pena" y "desazón" del gobierno argentino por la realización de ejercicios militares ingleses en las Malvinas, que incluirán el lanzamiento de misiles, y dijo que se seguirá trabajando para "construir la oportunidad del diálogo que elimine las presunciones de conflicto" con el Reino Unido.

Malcorra se refirió al tema al ser consultada durante la conferencia de prensa que el presidente Mauricio Macri brindó en la embajada argentina ante la Santa Sede, tras la audiencia privada de una hora que el mandatario mantuvo con el pontífice argentino en el Vaticano.

Este viernes, el gobierno argentino expresó su "enérgica protesta" por la realización de ejercicios militares ingleses en las Malvinas, en una nota que la Cancillería entregó al embajador del Reino Unido en Buenos Aires en la que recordó que se trata de "territorio argentino ilegítimamente ocupado".

Embed
Según explicó Malcorra, se trata de una "reiteración de una práctica sistemática que ha tenido el Reino Unido desde hace mucho tiempo de realizar ejercicios en la región en esta época del año por una cuestión climática", y aclaró que si bien "no es algo nuevo, no le quita seriedad y gravedad" al tema, que causó "desazón" del gobierno argentino. El tema se conoció cuando el Servicio de Hidrografía Naval (SHN), dependiente del Ministerio de Defensa, informó que el Reino Unido lanzará misiles desde las islas Malvinas, en ejercicios militares que se extenderán del 19 al 28 de este mes.