El actor tuvo un día de furia en medio de los polémicos rumores que lo señalaban como el tercero en discordia en la separación de Griselda Siciliani y Adrián Suar.

Las últimas semanas no fueron fáciles para Esteban Lamothe quien, en medio del éxito de Educando a Nina, la novela que protagoniza junto a Griselda Siciliani, fue señalado como el tercero en discordia en la separación entre la actriz y Adrián Suar.

Cansado de desmentirlo ante los medios, Lamothe confesó a revista Pronto un hecho de violencia que protagonizó en una estación de servicio.

"A mí me preguntaban más en la calle: el cajero del banco, el vendedor del kiosco, el que me carga nafta... con ese me saqué", reveló.

Seguí leyendo más en RatingCero.com