Chase Miller, un oficial de Texas, Estados Unidos, acudió a una llamada que habían hecho al 911 los padres de un nene de 3 años donde reportaban que no podía respirar.
El agente llegó al lugar y haciéndole técnicas de resucitación logró salvarlo.

policía resucita nene.mp4
Un policía salva a un nene que no podía respirar
Cuando el oficial se bajó del auto encontró a la mujer llorando con el niño desvanecido sobre sus brazos. Lo agarró, apoyó en el suelo, y le aplicó reanimación cardiopulmonar.

Miller incluso le dio instrucciones al padre para ayudar mientras él sacó una máscara del patrullero. Momentos después, Brayden empezó a respirar.

Las autoridades de la ciudad realizaron una ceremonia para honrar y premiar a Miller.