Tras varios actos en los que el candidato republicano debió sufrir las intervenciones de protestantes mezclados entre el público, el empresario cometió un error y ordenó sacar a uno de sus votantes de su último acto en Carolina del Norte.
Un seguidor de Donald Trump fue expulsado de un acto de campaña, después de que el candidato lo acusara de ser un manifestante, aparentemente sólo guiándose por su color de piel.

Sin embargo el hombre, CJ Cary, es un seguidor de Trump que fue al acto en apoyo del candidato republicano y no a intentar sabotear su presentación. Mientras lo sacaban el resto de los presentes aplaudían.

Trump Black Supporter.mp4
Cary termina siendo víctima de los efectos colaterales de una campaña detrás de la que según Trump está Hillary Clinton, la candidata demócrata.

Varias personas de color que han interrumpido anteriormente actos del empresario, en una de las más recientes, uno de los espectadores inclusive llegó a golpear al manifestante.

Donald Trump