El Partido Popular (PP) presentó en el congreso español un proyecto para reformar la Ley Orgánica de protección del derecho al honor y a la intimidad personal, para adaptarla a las redes sociales. Sin embargo, un grupo de profesionales españoles nucleados en la Plataforma por la Libertad tildaron a la propuesta de "ley mordaza" y una nueva "amenaza para la libertad de expresión".
El PP justifica su propuesta por la "insólita" difusión de información en Internet y la vulneración del derecho al honor, y pone como ejemplo la difusión de fotos en las redes sociales sin consentimiento de sus titulares.

De esta manera, los montajes fotográficos y satíricos -conocidos como memes- que proliferan en las redes se verían afectados por la ley y pasarían a considerarse delito.

Embed
Esta propuesta del Partido Popular para reformar la Ley Orgánica de protección del derecho al honor y a la intimidad personal supone, según la Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI), "una amenaza para la libertad de expresión".

La presidenta de la PDLI, Virginia Pérez Alonso, subrayó en que "nos preocupa esta reforma porque Internet no requiere leyes especiales: deben existir en la Red los mismos derechos y obligaciones que fuera de ella, y la normativa actual sobre derecho al honor ya da cobertura a estos supuestos. La experiencia nos indica que, cuando se regula Internet de manera específica, el resultado es un recorte de libertades y derechos que luego es muy difícil de revertir".