El cofundador de Apple Steve Wozniak dijo que su compañero, el difunto Steve Jobs, no siempre fue un "líder" ni "un visionario" como se lo quiso retratar en el cine, sino que era un joven empresario que trataba de aprender con la experiencia.
"Las películas hacen parecer que él era un líder, cuando en realidad era un joven intentando aprender de nuestro inversor, quien fue realmente el que nos ayudó a vender la compañía", dijo Wozniak.

Según el filántropo, las películas se equivocan al retratarlo, especialmente en los comienzos de la empresa.

"Cuando empezamos la compañía, (Jobs) ni siquiera sabía que existían los computadoras de Apple con los que empezamos. Lo cierto es que no quería crear una empresa de computación sino que quería ganar dinero", explicó.

Wozniak incluso se refirió a la poca visión "caritativa" y social que Jobs tenía sobre la tecnología cuando era joven.

Embed
"Yo quería regalar el primer modelo del Apple I a una señora que lo iba a llevar a las escuelas, porque yo creía en la educación, pero él se negó. Me hizo comprárselo por US$300 y luego yo se lo di a ella", especificó.

Según el creador de Apple, el problema es que la historia de "los dos jóvenes sin dinero que comienzan su compañía en un garaje" es "la que todos quieren".

Pese a ello, Wozniak no negó el legado de su compañero y dijo que las ideas de Jobs "cambiaron tanto nuestras vidas para mejor que queremos decir que nos trajo muchas cosas buenas", razón por la que a su juicio las películas no son fieles a los orígenes de la compañía.

"Simplemente la gente reescribe la historia tal y como les hubiera gustado que ocurriese, es todo imagen", afirmó.