Tras el batacazo que significó el triunfo de Donald Trump en las elecciones presidenciales estadounidenses, la ex candidata demócrata, Hillary Clinton, salió finalmente este miércoles a hablarle a sus votantes.
Casi 12 horas debieron esperar los votantes de Hillary Clinton para escucharla tras la tan dura como inesperada derrota que sufrió el martes en las urnas frente a Donald Trump en las presidenciales estadounidenses.

Minutos antes del mediodía en la ciudad de Nueva York, la dos veces primera dama, ex senadora y ex secretaria de Estado admitió la derrota y deseó al flamante presidente electo un mandato exitoso.

Embed
"Gracias por estar acá" dijo a quienes trabajaron en su campaña y les aseguró que durante la madrugada de este miércoles "felicité a Trump por su triunfo y me ofrecí a trabajar con él por nuestro país".

"Espero que sea un presidente exitoso" aseguró y admitió: "Sé que no es el desenlace que queríamos, por el que tanto trabajamos. Siento mucho que no hayamos ganado. Pero siento un gran orgullo y gratitud por esta maravillosa campaña en que trabajamos juntos. Ustedes representan lo mejor de los Estados Unidos".

"Haber sido su candidata ha sido uno de los mayores honores de mi vida" dijo y no pudo ocultar su desazón: "Sé que están desilusionados, yo también lo estoy así como decenas de millones de estadounidenses que habían depositado sus sueños y esperanza. Esto es algo doloroso y lo será por un tiempo más".

Embed
"Pero nuestra campaña no fue sobre una persona, sino sobre el país que amamos, el país que queremos construir, más inclusivo, con esperanza. Todavía creo en los Estados Unidos y siempre creeré en nuestro país. Debemos aceptar este resultado y mirar al futuro" pidió.

Y reclamó a sus seguidores "mantener una mente abierta hacia Donald Trump, porque él será nuestro presidente".

"Mientras tanto seguiremos trabajando para que la economía funcione y no sólo para los más ricos" siguió la ahora ex candidata presidencial y recordó que "nuestra responsabilidad de ciudadanos es hacer nuestra parte para construir ese país fuerte y más justo. Sé que seguirán trabajando".

Embed
Y envió un mensaje a todas las niñas y jóvenes mujeres de su país: "Sé que aún no hemos logrado romper ese techo de cristal. Pero ya lo haremos. Ese es el mensaje que quiero mandar a todas las niñas que están viendo esto. Nunca duden. Son poderosas para perseguir y lograr sus propios sueños".