Celia Shroder se hizo un bypass gástrico y bajó 100 kilos en tres meses. Sin embargo, no quedó satisfecha con su aspecto físico por el exceso de piel.

Una mujer se sometió a un bypass gástrico que le hizo perder cien kilos en tres meses, lo que le provocó nuevos problemas de salud e insatisfacción con su imagen: "Mi exceso de piel me hacía ver como una vela derretida".

Celia Shroder es una estadounidense de 32 años y madre de cuatro chicos que sufrió bullying durante su infancia y adolescencia, se sometió a la intervención, pero los problemas siguieron: "Mi exceso de piel me hacía ver como una vela derretida. Yo me quería sentir bien luego de haber perdido todo ese peso, pero odio como me veo".

Celia Shroder bajo cien kilos en tres meses
<p>Celia Shroder bajo cien kilos en tres meses - Crédito: Daily Mail </p><p></p><p></p><p></p>

Celia Shroder bajo cien kilos en tres meses - Crédito: Daily Mail

Tras la operación los problemas de imagen siguieron: "Me sentía igual, porque a pesar de haber bajado de peso, me compraba ropa dos tallas más grande, así mi exceso de piel entraba en ella". Pero hubo secuelas más graves como problemas para hacer ejercicio e infecciones.

Celia Shroder bajo cien kilos en tres meses
<p>Celia Shroder bajo cien kilos en tres meses - Crédito: Daily Mail</p><p></p><p></p>

Celia Shroder bajo cien kilos en tres meses - Crédito: Daily Mail

Entonces tuvo que someterse a una segunda operación para eliminar el exceso de piel. También empezó a hacer ejercicio y a comer sano. "Ahora por fin me siento cómoda en mi propio cuerpo. Ahora, cuando me miro en el espejo, me gusta lo que veo por primera vez en mi vida", dijo feliz.