"Madame President", dice la portada de la Newsweek que mandaron a los kioscos con el compromiso de que no la vendieran en caso de que ganara Donald Trump. Tuvieron que salir de urgencia a quitar de los puestos 125.000 ejemplares.

Los medios de comunicación "no se dieron cuenta de lo que estaba pasando a su alrededor y era la noticia del siglo", dijo The New York Times después de la confirmarse la victoria de Donald Trump. "Los medios no querían creer que Trump podía ganar. Así que miraron para otro lado" explicaba un artículo de The Washington Post. Esas afirmaciones se ajustan a lo que sucedió con el semanario Newsweek, que ha tenido que retirar de los quioscos 125.000 ejemplares de una edición especial dedicada a la victoria de Hillary Clinton.
Tapas de Newsweek
Las dos tapas que tenían preparadas
Las dos tapas que tenían preparadas

"Si Newsweek lanzara los ejemplares impresos que celebraban la victoria de Clinton, sería un gran éxito de ventas. Un artículo de coleccionista", decía el editor de Spectator en un tuit en el que compartía fotos de ese número.
La revista tenía preparados dos números, una para cada candidato. Como explicaban en un tuit el pasado lunes en el que compartieron las portadas.
Embed
Sostienen que sólo se vendieron 17 ejemplares de la revista y se están retirando todos los demás. En su lugar venderán 150.000 copias del número dedicado a Trump. El ejemplar retirado está siendo vendido en eBay, donde hay al menos siete de ellos a la venta con precios entre 250 y 600 dólares.
Newsweek en eBay
La revista Newsweek de Hillary presidenta se vende en eBay
La revista Newsweek de Hillary presidenta se vende en eBay

El fallo de Newsweek fue distribuir los números demasiado pronto y confiar en que los vendedores respetarían lo de no sacarlos a la venta antes de que terminase el recuento electoral. Preparar noticias y números con antelación es práctica habitual en los medios.
En papel parece que el error pesa más. En las elecciones de 1948 al Chicago Tribune le pasó algo muy parecido a lo Newsweek. Un nuevo sistema de impresión obligaba a dejar listos los periódicos con horas de antelación a su salida y como todo indicaba que ganaría el candidato republicano, abrieron el periódico con el titular: Dewey derrota a Truman.
Harry S. Truman con el Chicago Tribune
Harry S. Truman celebra en 1948 mofándose del Chicago Tribune
Harry S. Truman celebra en 1948 mofándose del Chicago Tribune

Por más que esa fuese la historia que querían contar -el diario había llamado al candidato demócrata "imbécil"-, la realidad fue que Harry S. Truman ganó. El presidente electo se fotografió con el ejemplar erróneo muerto de risa.