La conductora conmovió a todos los invitados con una revelación intima sobre cómo repercutió la ausencia de su hijo en su forma de ver la profesión. "No volvería a hacer esta vida", aseguró.
Mirtha Legrand hizo una conmovedora confesión en el almuerzo del domingo respecto a cómo repercutió la muerte de su hijo Daniel en la visión que ella misma tiene de su propia vida y profesión.

En medio de una charla sobre la culpa de dejar a los hijos para ir a trabajar, la conductora confesó que, si tiene que volver el tiempo atrás, elegiría quedarse con sus hijos antes de salir a trabajar durante tantas horas. Y lanzó una frase impactante.

Seguí leyendo en RatingCero.com