Puede parecer un objeto fácil de reemplazar, pero no cualquier taza infantil dejará contento al chico, por lo que el hombre decidió apelar a la buena voluntad global.
Marc Carter, un padre de Devon, en el Reino Unido, inició una cruzada hace dos días para encontrar el reemplazo perfecto para el vaso de plástico del que toma su hijo de 14 años, que es autista no verbal y tiene "un entendimiento muy limitado".

Embed

El vaso en cuestión es del tipo que usaría un niño de no más de cinco años, pero en el caso de Ben, que ya tiene 14, se trata de un ítem elemental. "La gente dice que él va a beber [de otro vaso] cuando tenga sed, pero dos viajes a la guardia por deshidratación severa prueban lo contrario", escribió el hombre.

ben niño vacito.jpg
Ben sólo quiere tomar de su vacito azul<br>
Ben sólo quiere tomar de su vacito azul

Carter explicó que hace tres años tuvo "la suerte" de poder reemplazar el vaso así como también la tapa (las encontró por separado), pero ahora la tacita infantil "se está desintegrando" y hace falta una nueva, pero ahí está el problema, informó el sitio The Sun.

"Estas tazas no se hacen más, los reemplazos son nuevos y lindos, los probamos y Ben nos lo tiró por la cabeza", explicó Carter, de 42 años, quien se dedica de lleno al cuidado del adolescente y sus otros dos hermanos, que también tienen discapacidades.

La campaña logró llamar la atención de la marca que produce los vasos, Tommee Tipee, que ahora también está en la búsqueda del ítem, informó el sitio Chronicle Live.