El Gobierno eliminará el arancel del 35% a las importaciones de computadoras, notebooks y tablets. La decisión de Mauricio Macri pone en peligro más de 10 mil empleos.
Frente a la anunciada decisión del gobierno de Mauricio Macri de eliminar los aranceles a la importación de computadoras, notebooks y tablets, diputados del Frente para la Victoria presentaron este jueves un proyecto de ley que va justamente en el sentido contrario y apuesta a proteger la industria y cuidar los miles de empleos que están en peligro a partir de la decisión del Ejecutivo.

La iniciativa apunta a crear un programa de desarrollo de la industria de bienes tecnológicos promoviendo beneficios e incentivos a la producción y el empleo local.

Embed
El miércoles pasado el bloque de diputados del FPV-PJ había recibido a los representantes de las Cámaras sectoriales de la industria de informática y al Secretario General de la UOM, Antonio Caló, quienes transmitieron su preocupación y el estado alerta en que se encuentran ante el anuncio del gobierno nacional de eliminar el arancel del 35% que se aplica actualmente a los productos informáticos importados.

Según advirtieron, estas iniciativas abrirían la puerta a una avalancha de productos importados que "causaría daños irreversibles tanto a los fabricantes nacionales como al ecosistema de PyMEs armadoras al tiempo que pone en peligro más de 10 mil puestos de trabajo".

"La situación de nuestra industria es realmente complicada. Son muchos puestos de trabajo los que están en riesgo. Tomen conciencia que hablamos por todo el esfuerzo que hicimos para formar a los trabajadores de nuestra industria", aseguró Carlos Scimone representante de CAMOCA (Cámara Argentina de máquinas de oficina, comerciales y afines).

Embed
Por su parte, la Cámara argentina de industrias electrónicas, electromecánicas y luminotécnicas (CADIEEL) confirmó que el Ministro de Producción, Francisco Cabrera se había comprometido a debatir estas propuestas en una mesa de negociación entre empresas, gremios y el gobierno, pero finalmente el Secretario de Comercio anunció la decisión unilateral a través de la prensa.

Tanto los sectores empresariales como gremiales aseguraron que "es imposible que la baja del arancel genere una reducción del 50% del precio final de los productos" argumento que utilizó el Gobierno Nacional para justificar la medida. Y aseguraron tener propuestas superadoras que permitirán cumplir los objetivos sin poner en riesgo los puestos de trabajo ni las inversiones.

Frente a esta situación, el diputado Matías Rodríguez (FPV-PJ) elaboró un proyecto de ley con las cámaras sectoriales, en el marco de la comisión de industria, para la creación de un programa de desarrollo de la industria de bienes tecnológicos promoviendo beneficios e incentivos a la producción y el empleo local.