Los cuatro efectivos quedaron detenidos por "incumplimiento en los deberes de funcionario público". Están a disposición del juez Daniel Rafecas, aunque según trascendió podrían quedar en libertad en las próximas horas.
Los cuatro policías fueron detenidos porque habrían entorpecido la entrega de dinero por el secuestro del taxista que terminó muerto. Fueron aprehendidos por incumplimiento de los deberes de funcionario público, ya que la Justicia ordenó que "no se cortara el pago", es decir, que no se intervenga antes de que la víctima estuviera a salvo, lo cual no habría sucedido.

Embed

Los detenidos están a disposición del juez federal Daniel Rafecas y la fiscal Paloma Ochoa, y serían indagados el lunes, aunque podrían ser liberados este viernes porque el delito es excarcelable.

Además la fiscal Paloma Ochoa debe definir si impulsa la investigación contra los policías federales, el jefe de la División Anti Secuestros y tres integrantes de la misma, según fuentes judiciales.