Leandro Berno denunció que el parque Acquamanía de Foz de Iguazú no contaba con las medidas de seguridad necesarias. "Pudimos sacar a mi nena porque arrancamos el filtro. El tubo de oxígeno nunca anduvo", alertó.
Leandro Berno, padre de la nena de 9 años que murió ahogada en un parque acuático de Foz de Iguazú, se mostró devastado por la muerte de su hija y responsabilizó a las autoridades del parque por “no contar con las medidas de seguridad”.

Pudimos sacar a mi nena porque arrancamos el filtro. El tubo de oxígeno no anduvo nunca. No me dejaron entrar en la ambulancia”, explicó el hombre.

Además, dijo que en el hospital “lo único que les preocupaba era que presentara la tarjeta de crédito” para que la pequeña sea atendida.

Leandro Bruno
El aprque acuático queda en Foz de Iguazú
Aún conmovido por el trágico desenlace, Bruno contó que “sólo queríamos disfrutar nuestras últimas vacaciones con mi nena como hija única” y reveló que los trámites para repatriar el cuerpo son “muy engorrosos”

“Quiero alertar a todos los padres sobre el peligro de estos parques acuáticos”, advirtió y contó que el parque “estaba lleno de gente”.

El trágico acontecimiento ocurrió el viernes a la tarde en el parque Panorama & Acquamanía. Carola fue retirada del agua con signos de vida, pero falleció tiempo después en el área de terapia intensiva del centro médico Costa Cavalcanti, donde fue trasladada y donde permaneció internada durante unas dos horas.