Un joven ingresó al Regimiento de Concordia e intentó poner en marcha un tanque de guerra con la probable intención de robarlo, pero fue detenido.

Fuentes policiales informaron que el extraño episodio se registró el jueves pasado de madrugada cuando un muchacho, que se tapaba la cara con una remera y esgrimía un cuchillo, saltó un portón perimentral e ingresó al Regimiento de Caballería de Tanques de Concordia.

El intruso fue visto por uno de los guardias, que le dio la orden de alto y le pidió que se identifique pero, lejos de responder al requerimiento, se introdujo dentro de un tanque de guerra al que intentó darle arranque.

Embed
Los centinelas intentaron que el joven descendiera de la pesada unidad, pero éste los amenazaba permanentemente con cuchillo haciendo ademanes al aire, mientras insistía en su propósito de encender el motor del tanque.

Las autoridades militares de la unidad decidieron llamar a la Policía, cuyos efectivos lograron, después de un rato, reducir al joven y arrebatarle el arma blanca de grandes dimensiones que tenía en su poder.