El gobierno porteño ve complicada la idea de unificar los comicios nacionales con los de la Ciudad tras el derrumbe de la reforma electoral.
El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, admitió este viernes que se complicó su idea de unificar el año próximo los comicios nacionales con los de la Ciudad, ya que "no se puede" hacer un votación electrónica y otra tradicional en un mismo acto.

Si bien la legislación porteña establece que la Ciudad debe tener comicios desdoblados de la Nación, esa norma corre para la elección presidencial, por lo que el año que viene, que se opta por diputados nacionales, el Gobierno local tiene la vía libre para unificar la visita a las urnas.

Esa parecía ser la estrategia de Rodríguez Larreta, que pensaba acoplarse a la fecha nacional, para que los porteños votarán el mismo domingo a los legisladores locales y a sus representantes en el Congreso.

Embed
Ahora, con el derrumbe de la reforma electoral, que dejará a la Nación con la boleta de papel, se volvería complicada una eventual elección conjunta en la Capital Federal, ya que los diputados porteños se eligen con boleta electrónica. "El año que viene se vota en la misma fecha la elección de diputados nacionales y la de legisladores de la Ciudad. Nosotros podríamos hacerla por voto electrónico, pero si la elección nacional no es con voto electrónico, estamos en problemas, porque no podés hacerlo el mismo día, estamos complicados, se decidió ayer, con lo cual es muy reciente", subrayó el mandatario porteño.

A su entender, "sería realmente una locura volver para atrás después de haber probado en la Ciudad lo bien que funcionó el voto electrónico, no hubo un sólo problema, 19:30 estaba el resultado final". "Ir para atrás es increíble, muy raro, no podríamos hacer la misma elección, una por voto electrónico y otra no. Desdoblar la elección en dos fechas por el tema del voto electrónico también sería un despropósito", enfatizó el jefe de Gobierno en declaraciones radiales.
Además señaló que ahora la Ciudad debe analizar la situación y decidir cuándo se votará el año próximo, luego de que el peronismo en el Senado no acompañará la voluntad del Poder Ejecutivo de aprobar la reforma política antes de fin de año. "Tenemos que ver qué hacemos porque esto fue ayer, yo le tenía mucha fe a que prime el sentido común, la lógica. Ya sabemos cómo es el funcionamiento del voto electrónico, ningún problema, más rápido. Que algunos hayan defendido sus aparatos electorales y que por eso no lo hayan querido votar, es una locura", agregó Rodríguez Larreta.