Un perro de raza pitbull fue abandonado por su familia, que se mudó y pensó en sacrificarlo. Sin embargo, finalmente lo dejaron en un refugio donde sólo lloraba, no comía, ni tenía interés en la gente que se acercaba.

BLUE KING EL PERRO QUE LLORA
Blue King, el perro que a fuerza de llanto fue adoptado
Pero en el refugio Carson Shelter de California (Estados Unidos) apareció una mujer que de a poco fue interactuando con Blue King. Y así, después de varias pruebas, finalmente el animal aceptó ser adoptado por su nueva ama.

"Simplemente parece estar feliz. Ayer llegué a casa del trabajo y corrió directamente a mí. No es más que un buen perro. Estoy muy emocionada de que sea parte de la familia", contó Jannifer McKay su nueva propietaria.

perro abandonado2.jpg
Y relató una curiosidad: "Está obsesionado con mirarse en el espejo. Tenemos un baño que está aproximadamente a su nivel, y él se sienta, se sonríe a sí mismo y mueve la cola".