El ministro de Comunicaciones de la Nación, Oscar Aguad, intentó explicar el acuerdo por el cual el gobierno de Mauricio Macri buscó perdonarle, hasta que estalló el escándalo, a la familia Macri una deuda al año 2033 de 70 mil millones de pesos.
El ministro de Comunicaciones, Oscar Aguad, defendió en la comisión de Comunicaciones e Informática de diputados el escandaloso acuerdo con el Correo que condona prácticamente la multimillonaria deuda que la familia Macri mantiene con el Estado nacional desde 2001.

De actualizarse la deuda original (cerca de 300 millones de pesos) a la fecha en que se supone el Correo terminaría de pagar, en 2033, el pasivo de la familia Macri alcanzaría los 70 mil millones de pesos. Sin embargo el acuerdo aceptado por el gobierno de Mauricio Macri prevé sólo el pago de cerca de 600 millones de dólares, un perdón de más del 98% de la deuda.

Embed
En su presentación Aguad aseguró que el escándalo que desató el acuerdo que perdona más del 98% de la deuda a la familia Macri "es en realidad una chicana política".

"Lo que heredamos era un pasivo que teníamos que cobrar desactualizado en un 90%. Las opciones que teníamos era hacer lo que se hizo durante 10 años, hacer simulacros de audiencias mientras se licua la deuda, pedir la quiebra y que no cobre nadie o lo que hicimos nosotros que es intentar cobrar ese 10% que quedaba", aseguró.

Y disparó ante las críticas de los diputados de la oposición: "Sólo en abstracto puede parecer que hay un conflicto de intereses".

Embed
Aunque siguió defendiendo el acuerdo Aguad reconoció además que "obviamente hay un enorme quebranto en perjuicio del Estado".

Aguad cargó además contra la fiscal Graciela Boquin que denunció el escandaloso acuerdo. "Se firmó el acuerdo y se pidió a la Cámara que lo homologara. La fiscal hizo un dictamen a los seis meses oponiéndose. El dictamen no tiene nada que ver con los hechos, saca un cálculo extravagante que habla de 70 mil millones de pesos. Es una chicana política" dijo el ministro.

Desde la oposición las críticas contra el escandaloso acuerdo que el gobierno intentó mantener en silencio fueron muy duras.

Embed
El diputado del FPV Claudio Doñate aseguró que se trató de "una estafa". "Venimos alertando hace rato sobre este mecanismo en el que dueño de empresas o sus directivos ocupan los sillones del Estado y deciden en función de sus propios intereses".

Y siguió: "El caso más escandaloso es el del Correo, en el que la empresa del propio presidente es beneficiada con un regalito de 70 mil millones de pesos".

"Las deudas hay que pagarlas y más cuando se trata de un presidente con el Estado. En este caso el presidente está de los dos lados del mostrador" dijo y denunció que "utilizó a Mocoroa para firmar un papel y licuar esa deuda, y no conforme con ello incluso le inicia una demanda al Estado por más de 2.200 millones de pesos".

Embed
Por su parte Felipe Solá aseguró que las explicaciones de Aguad "fueron muy pobres frente a la magnitud del escándalo" y advirtió: "no creo en el cuento sencillo que nos quiere contar porque ya tengo muchos años".