Un colectivo con un mensaje en contra de la transexualidad infantil comenzó a recorrer las calles de Madrid y provocó polémica con organizaciones y colectivos sociales a favor de la diversidad sexual.
El vehículo, que lleva impresas las frases "Los niños tienen pene; Las niñas tienen vulva; Que no te engañen", está hecho por la organización ultracatólica Hazte Oír, que ya llevó a cabo numerosas actuaciones en contra la educación en la diversidad sexual.

Comenzó a circular el pasado lunes por las calles de la capital y piensa recorrer otras ciudades del país.

El PSOE, primer partido de la oposición, pidió la intervención de la Fiscalía de Estado para impedir que ese autobús siga circulando por las calles del país porque "atenta contra los menores transexuales".

Por su parte, la Plataforma por los Derechos Trans mostró su estupefacción e indignación por esta campaña que califica de "transfóbica" y pidió la intervención del fiscal general del Estado, José Manuel Maza, por considerar que es una "incitación al odio".

Además, en pocas horas, la plataforma Change recopiló miles de firmas para apoyar la iniciativa de un ciudadano para instar a diversas instituciones, entre ellas, la Fiscalía General y el Defensor del Pueblo, a que retiren el autobús "transfóbico".

Embed
Las redes sociales también se sumaron a las críticas y miles de usuarios se están mostrando en contra de la campaña.

"Los esfuerzos que muchas comunidades autónomas (regiones) están realizando para la protección y garantía de derechos de la diversidad sexual y de género en sus legislaciones, protocolos de educación y atención sanitaria, no se corresponden con estos impunes actos de odio y fobia hacia las personas transexuales", asegura la presidenta de la Plataforma por los Derechos Trans, Mar Cambrollé.

Esa activista recuerda el alto índice de suicidios en menores transexuales, que alcanza un 42%, sin olvidar el acoso al que en muchas ocasiones se ven sometidos estos menores, al tiempo que apela a la responsabilidad social y de los gobernantes para poner fin a esta "grave" situación.

La transexualidad infantil es una cuestión que está adquiriendo visibilidad social en España en los últimos tiempos.

El mes pasado, la asociación Chrysallis, que agrupa a familias de menores transexuales, puso en marcha una campaña para visibilizar y normalizar la transexualidad de los niños, con dibujos de niños y niñas desnudos y el lema "Hay niñas con pene y niños con vulva", imagen que fue censurada por la red social Facebook.