La decisión publicada en el Boletín Oficial apunta a paliar la grave crisis que atraviesa el sector lechero. Desde Mastellone Hnos. aseguran que la producción de leche cayó a 9.500 millones de litros, un nivel inferior a lo producido en 1998.
La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) dispuso este viernes mantener hasta el 30 de junio próximo la reducción de 5 puntos en la alícuota del Impuesto al Valor Agregado (IVA) que se aplica a la compraventa de leche fluida bovina sin procesar.

La resolución 4005-E publicada este viernes en el Boletín Oficial dispone la reducción de la alícuota de retención desde el 6% al 1% y hace retroactiva la medida al 1º de marzo pasado. En caso de haberse producido retenciones entre el 1º de marzo y este viernes, "las sumas retenidas en exceso deberán devolverse al sujeto retenido".

Embed
La AFIP advierte que esta resolución es adoptada "en virtud de la evaluación realizada del sector lácteo" y que "resulta aconsejable la reducción temporaria de la alícuota vigente en el aludido régimen de retención específico".

La decisión forma parte de un conjunto de medidas lanzadas por el Gobierno el año pasado para paliar la crisis que atraviesa el sector. La Serenísima, por ejemplo, empresa perteneciente a Mastellone Hermanos, anunció días atrás el cierre de una planta clasificadora de leche cruda en Rufino, provincia de Santa Fe.

Desde la empresa señalaron que la medida responde al "estancamiento en la producción nacional que llevó a que el año pasado el país produjera 9.500 millones de litros de leche, cifra menor a lo producido en 1998".

En SanCor la situación no es alentadora tampoco. La empresa se vio obligada a desprenderse de algunas de sus líneas más rentables (postres, yogures y leches maternizadas) para hacer frente a una complicada situación financiera.