Ximena Sáenz es la chica de la sonrisa eterna de Cocineros Argentinos. En "Apuntes de cocina" trae recetas fáciles para solos o en pareja.
Pispireta y caradura, como se la vé en la tele. Así fue como Ximena también se metió en la cocina de sus amigos, a hurgar qué tenían en la heladera y qué guardaban en las alacenas. Y de esa investigación de campo nació Apuntes de cocina, el libro que debería convertirse en lectura obligada para quienes se van a vivir solos y dejarán la cocina de mamá (o papá).

"Me obsesioné con la gente de entre 20 y 30 años que vivía sola o en pareja. Empecé a ir a las casas de mis amigos a ver qué tenían en la cocina. Hice una encuesta en la que les preguntaba qué utensilio usaban más, qué comían cuando estaban solos", cuenta la autora.

comida ximena saenz
El libro cuenta con más de 100 recetas sencillas para todos los días

El libro, además abre las puertas de la intimidad de la cocina de Ximena, que comparte sus recetas preferidas. "Todas las fotos las hicimos en mi casa o en casas de amigos. Hecho en cocinas reales, con utensilios comunes, Apuntes es un libro de cocina muy honesto".

libro ximena saenz
Apuntes presenta los 10 ingredientes salvadores y muchos tips más

"Mirando las páginas del libro tenemos una pequeña ventana a su cocina. Van a aprender a comer rico en casa: los clásicos, lo que gusta, lo simple", dice Narda Lepes, que se encargó de hacer el prólogo.

2 - 1 - Papas röstis y salmón 88.jpg
Papas röstis y salmón
Papas röstis y salmón
RECETAS PARA UNO

Tres formas de cocinar una pechuga de pollo...y no aburrirse en el camino

Con ajo, limón y perejil

Aceite de oliva...................... 2 cdas
Pechuga de pollo........................ 1 u
Limón..........1/2 u (jugo y 2 rodajas)
Ajo.................................... 1 diente
Perejil................................... 1 cda
Sal y pimienta.................... a gusto

1. Calentá bien una sartén, verté unas gotas de aceite de oliva y dorá la pechuga entera de ambos lados. Como la pieza está entera, la cocción será más lenta porque el calor tiene que llegar al centro. Para no quemar el exterior, poné el fuego a temperatura media. Si querés acelerar un poco el proceso, cubrí con la tapa de alguna olla.

2. Cuando falten pocos minutos de cocción, agregá el jugo y las rodajas de limón, el ajo picado, el perejil, sal, pimienta y un poco más de aceite de oliva.

3. Serví con todo el jugo de cocción.

XIMENA SÁENZ 1.jpg
Con mostaza y miel

Pechuga de pollo....................... 1 u
Aceite a elección........................ c/n
Vino blanco........................ 1/3 taza
Mostaza (antigua o común)... 1 cda
Miel....................................... 1 cda
Sal y pimienta..................... a gusto

1. Cortá la pechuga a lo largo en 3-4 tiras gruesas.

2. Calentá bien una sartén y dorá las tiras de pollo en unas gotas de aceite. Para dorarlo, no lo muevas hasta que haya tomado el color que querés. Si el pollo larga demasiada agua y no se dora, puede deberse a que la sartén no estaba lo suficientemente caliente.

3. Da vuelta las tiras para que se doren de ambos lados. Luego de 1-2 minutos, verté el vino blanco. Este debería generar bastante ruido y vapor, como si fuera un truco de magia. En este momento, el aroma a alcohol se sentirá con mucha intensidad; cuando ya sea más suave, incorporá la mostaza y la miel. Salpimentá.

4. Bajá el fuego y cociná por 2 minutos más hasta que los ingredientes estén bien amalgamados.

5. Serví acompañado con la guarnición que desees.

3 - Tapas 211.jpg
Con curry

Pechuga de pollo...................... 1 u
Sal....................................... a gusto
Curry...................................... 1 cda

1. Abrí la pechuga de pollo en láminas de 1 cm (esta es una idea para que se cocine más rápido).

2. Condimentá el pollo con sal y abundante curry, de modo que la pechuga quede bien teñida de amarillo anaranjado por fuera.

3. Calentá bien una sartén, verté unas gotas de aceite y dorá el pollo de ambos lados.

4. Serví con una ensalada o lo que prefieras.

PD. Hay muchos tipos de curry y muchos de ellos son suaves, no picantes. No le tengas miedo a la cantidad, es muy sabroso.