La fiscal Susana Alonso, a cargo de la investigación de las dos muertes ocurridas en el recital del Indio Solari en Olavarría, había imputado a los hermanos Matías y Marcos Peuscovich, dueños de la productora En Vivo SA, organizadora del evento. Sin embargo, el juez Carlos Villamarín desestimó el embargo por falta de pruebas concretas.

El juez de Olavarría Carlos Villamarín rechazó embargar a los hermanos Matías y Marcos Peuscovich, los dueños de la productora En Vivo S.A., quienes fueron imputados por el recital del Indio Solari en Olavarría.

La medida fue tomada ante el requerimiento de la fiscal Susana Alanso, quien había pedido el embargo de los bienes de la productora para un potencial resarcimiento de heridos, muertos y daños que ocurrieron en el lugar; y también la prohibición para salir del país de los hermanos Peuscovich.

Embed

Según informaron fuentes judiciales, el juez consideró que no había "verosimilitud del derecho", como tampoco riesgo para la marcha de la causa, además de que no está clara la acusación del delito. Ante esa circunstancia el juez rechazó las dos medidas que requirió la fiscal Alonso.

Además, Fernando Burlando se constituyó como abogado de las familias de Javier León y Juan Francisco Bulacio, las dos personas que murieron y cuya causa de deceso siguen sin ser confirmada. Se pidió otro peritaje, pero según informó C5N, el resultado es el mismo en cuanto a los componentes químicos. Las sustancias serían similares a la primera pericia.