La Policía de la Ciudad busca intensamente a un chofer de taxi que manoseó a una mujer tras subir al auto para realizar un viaje.

Efectivos de la Comisaría 38 fueron desplazados hacia las calles San Pedrito y Bilbao, en el barrio porteño de Flores, tras recibir una denuncia de una mujer que se había arrojado de un auto.
Embed
La joven, de 28 años, indicó que momentos antes había abordado un taxi y tras mediar unas cuadras, el chofer se le insinuó sexualmente y luego la manoseó.
Ante esta situación, la mujer rápidamente se arrojó del auto en movimiento, golpeándose los brazos contra el asfalto producto de la caída.
Embed
Inmediatamente los agentes solicitaron una ambulancia del SAME y la víctima fue trasladada al Hospital Piñero donde se le diagnosticaron politraumatismos y permanece con consigna policial.