Sergio Adrián Baldauf, sospechoso por el crimen del entrenador, se declaró inocente luego de haber estado cuatro días prófugo y ser detenido en la tarde de este viernes en una estación de servicio en Florida Oeste.

Sergio Adrián Baldauf, acusado de haber matado a golpes al director técnico Fernando Pereiras mientras se jugaba un partido de Futsal en Munro, se declaró inocente al salir de la Sub DDI de Vicente López, luego de haber permanecido cuatro días prófugo y ser detenido este viernes en una estación de servicio en la localidad de Florida Oeste

"Yo no lo golpee", fue lo único que alcanzó a decir Baldauf, de 38 año. Su hermana Gabriela ya había dicho antes en los medios que: "el no fue el responsable del golpe".

Embed

Todo comenzó el domingo a las 18.30 durante una pelea entre los jugadores del Club Unión y del Club Industrial de Munro, donde, tras una disputa, Pereiras, técnico del club Unión salió a separarlos.

De acuerdo con los testimonios recabados por la fiscalía de Vicente López, Baldauf saltó de la tribuna y le dio un golpe en el rostro a Pereiras que lo derribó y una vez en el piso le pegó una patada.

El video de la agresión.mp4

"Traumatismo encéfalo craneano grave" con "grave deterioro neurológico y respiratorio", dijeron los médicos como causal de la muerte ocurrida, mientras que el fiscal Gastón Larramendi calificó el hecho como "homicidio simple agravado".

Embed

Al salir su hermano de la Sub DDI, Gabriela destacó que "el no pegó, él no es el responsable, mi hermano entró a la cancha a separarlos, sólo se llegó a esto por habladurías".

Baldauf había ido el domingo pasado a ver jugar a su hijo al Club Social y Deportivo Industrial de Munro y Pereiras, quien también era de Munro y amaba el futsal, era el entrenador del equipo de 16 años del Club Unión que ese domingo jugaba contra el Industrial. Apenas diez cuadras separan a uno y otro club.