El ministro de Ambiente de la Nación, Sergio Bergman, hizo una presentación ante la Justicia Federal para suspender las actividades en la mina Veladero.
El ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable, Sergio Bergman, hizo una presentación ante la Justicia Federal, para evitar que se pongan en riesgo las reservas de agua del oeste argentino y requirió la suspensión de todas las actividades de la mina Veladero en la provincia de San Juan hasta que se garantice que no habrá daños ambientales.

Ante la posibilidad de un nuevo derrame que pueda poner en peligro a los ríos interprovinciales, napas subterráneas y cuerpos de hielo individualizados en el Inventario Nacional de Glaciares, el Gobierno acudió a la Justicia con una presentación en la que se requirió judicialmente la suspensión de todas las actividades de la mina "hasta tanto se garantice que no se producirán daños ambientales".

Embed

En la presentación judicial, se aportan nuevos datos que dan cuenta de la necesidad de llevar a cabo "reformas sustantivas y modificar los planes de monitoreo y contingencias del emprendimiento en ese lugar".

El Estado recordó que es "el principal garante del derecho a un ambiente sano y tiene el deber de preservarlo para las generaciones futuras", tal como lo establece el art. 41 de la Constitución Nacional.

BARRICK VELADERO SAN JUAN VIDEO
Las medidas, aclaran, "de ningún modo deben afectar la continuidad de las fuentes laborales, puesto que los trabajadores no deben verse afectados por la irresponsabilidad de la empresa. Por el contrario las tareas deben redundar en el debido cuidado del agua, que es un bien escaso y vital para las poblaciones cordilleranas".

Respecto a las exigencias que deberá cumplir Barrick Gold si desea seguir operando en el país, el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable "se pone a disposición para colaborar con las autoridades competentes en la evaluación de las actividades, con estricta sujeción a la normativa ambiental vigente y los más altos estándares internacionales aplicables".