Con 13 años, Agustín, el único hijo varón del ex crack, parece seguir los pasos de su padre. Sólo basta con ver la precisión del gol que convirtió el fin de semana para comprobarlo. Mirá el video.