El belga Yannick Carrasco, extremo del Atlético de Madrid, se sometió a una resonancia magnética, que confirmó que sufrió un "esguince acromio-clavicular de grado I". ¿Lo pondrá igual el Cholo?
El belga Yannick Carrasco, extremo del Atlético de Madrid, se sometió este miércoles a una resonancia magnética en la Clínica Fremap de Majadahonda que confirmó que la lesión que sufrió ayer contra el Villarreal es un "esguince acromio-clavicular de grado I", según informó el club.

El belga ingresó al terreno de juego en el minuto 56, en lugar del argentino Nicolás Gaitán, y se marchó lesionado con un golpe en el hombro en el 71, cuando pidió el cambio y fue reemplazado por Fernando Torres.

Embed
Tras el partido, el jugador fue trasladado en ambulancia desde el estadio Vicente Calderón a la clínica Fremap de Majadahonda para ser sometido a una radiografía. Su compañero Gabi Fernández explicó tras el partido que el belga tenía "mucho dolor".

"Tenía mucho dolor, le costaba mover la mano. Esperemos las pruebas pero no tiene muy buena pinta", comentó en la zona mixta del estadio Vicente Calderón.