Los científicos lograron continuar la gestación de un feto de cordero en una suerte de cápsula que tiene las mismas características que el órgano femenino.
Un equipo de científicos del Hospital de Niños de Filadelfia, en los Estados Unidos, desarrolló un útero artificial para permitir continuar con la gestación de fetos de entre 22 y 24 semanas, lo que podría reducir dramáticamente la mortalidad neonatal.

Hasta ahora todos los intentos de continuar la gestación de un feto extremadamente prematuro afuera del útero fueron limitados pero el nuevo dispositivo reproduce las condiciones del órgano femenino, desde la circulación del oxígeno a través de un cordón umbilical hasta la presencia del líquido amniótico.

Embed
Los científicos comprobaron que un feto de cordero de 24 semanas puede sobrevivir hasta cuatro semanas dentro del útero artificial con sus funciones hemodinámicas óptimas y niveles normales de oxígeno en sangre, informó el sitio Nature Communications.

diagrama.jpg
Lograron reproducir el funcionamiento de un útero<br>
Lograron reproducir el funcionamiento de un útero
Con el aporte nutricional adecuado, los pulmones del feto de cordero pueden madurar, su cerebro crece y se desarrolla adecuadamente para poder funcionar de manera normal más adelante.

El objetivo del estudio es disminuir la mortalidad de bebés considerados extremadamente prematuros, es decir, los nacidos antes de las 28 semanas de gestación, pero también disminuir sus problemas de salud posteriores, por ejemplo, los derivados de la falta de maduración pulmonar.