Federico Farías, de 21 años, está desaparecido desde el 4 de mayo cuando se comunicó con su familia por última vez desde Aguas Calientes. Su papá y su hermano habían ido a Perú a buscarlo. El cotejo de ADN tarda tres días.
Federico Farías de 21 años está desaparecido desde el 4 de mayo en Perú. Lo último que sabe su familia es que se estaba preparando para hacer un camino alternativo para subir al Machu Picchu. Desde ese momento, no saben más nada. Su familia lo busca desde ese momento y su papá y hermano viajaron a Perú para buscarlo.
En las últimas horas, un hombre encontró en la zona restos humanos cerca del río Vilcanota y sospechan que podrían pertenecer al joven que estaba desaparecido.
Embed
Se trata de restos que están en estado de descomposición y ya se encuentran en la morgue para ser analizados. Las pericias tardarán tres días, adelantaron.
"Yo no puedo confirmar que se trate de Fede. Solo hallaron un tronco con parte del brazo izquierdo y la cabeza, todo está en esqueleto, no pueden asegurar de que se trate de mi hijo, ya hemos exigido que se le practique un examen de ADN", dijo el padre del joven, que junto a otro de sus hijos viajó a Perú.
"No quiero que la búsqueda se paralice por esto los resultados del ADN llegarán en cuatro días de Lima, hasta eso quiero que la búsqueda continúe. Qué pasa si no se trata de Federico, y es otra persona", señaló el padre a un medio peruano.