El señor que saltó una valla y se acercó con los brazos en alto para demostrar que no tenía intención agredirla sólo pretendía entregarle un papel y dejó en evidencia una seria falla en la custodia de la mandataria provincial.
Un hombre que se hizo pasar por periodista eludió la seguridad y llegó a ponerse cara a cara frente a la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal. Recién ahí fue detenido por las fuerzas de seguridad.

El hombre, de pelo largo y vestido con un saco oscuro, se ubicó en el corralito que los periodistas ocuparon durante el encuentro que encabezó Vidal en la Estación ferroautomotora de Mar del Plata, con motivo de la llegada del nuevo tren a la Ciudad feliz.

Vidal Dietrich.mp4
Sin embargo, en un momento del acto el hombre raudamente saltó la valla y se puso frente a frente con Vidal, levantando sus brazos y hablándole a la mandataria provincial, lo que provocó la acción de la seguridad del encuentro, que lo llevó detenido.

La persona, de unos 50 años de edad, ingresó al lugar como el resto de los periodistas -a quienes no le requirieron credencial alguna- y se filtró con los representantes de los medios de prensa.

Desde la gobernación provincial indicaron que el hombre, que quedó detenido, "tiene las facultades mentales alteradas, saltó la valla, llegó hasta Vidal y fue inmediatamente detenido y sigue así por averiguación de antecedentes".

Embed
Según trascendió desde La Plata, el individuo le pidió "ayuda" a la mandataria provincial, antes de ser desalojado del lugar.