El productor de “Graduados” habló de las razones por las que prefirió no asistir a la premiación organizada por la CAPIT.
Sebastián Ortega fue uno de los grandes ausentes a los Premios Tato, a pesar de ganar diez estatuillas con "Graduados", faltazo que el mismo productor adjudicó a su enfrentamiento con Marcelo Tinelli por la relación que tuvo el conductor con su ex mujer, la modelo Guillermina Valdés.

"Es una alegría muy grande porque en un momento sentí que la gente se podía llegar a inclinar más por ciertos contenidos vinculados a las peleas, al sensacionalismo, al jurado. Y presentar un productor de calidad, donde se muestra el costado más transparente del ser humano, me pone muy contento. Es olvidarse de los bolonquis que uno arrastra durante el día sin caer en lugares bajos donde la gente se tenga que agarrar a piñas para llamar la atención del público", afirmó Ortega en diálogo con el programa "Más Viviana".

En cuanto a cómo recibió la noticia de los diez premios, explicó: "Estaba con mi novia, nos pedimos un sushi y la pasamos bien. Nos duchamos, nos cambiamos y nos fuimos a saludar a todos...La expectativa es nula porque me gusta sorprenderme, este premio era particular porque es un reconocimiento de la industria y era la primera vez que se televisaba".

"Hubo mucha transparencia en la votación. Hace mucho que no voy a las entregas de premios, hace seis años. Hay gente que no tenía ganas de ver y eso suma a que no vaya. Me hubiese gustado ir a apoyarlos pero tenía ganas de verlo desde casa y por otro lado no quería cruzarme con cierta gente. Uno ve a gente que se abraza y que en el fondo sabe que es esa gente que no se puede ni ver y eso me da mucho rechazo. Si tengo bronca, es más probable que te de una trompada antes que un abrazo, pero tengo que darle un ejemplo a mis hijos", completó.

Por último, Sebastián aseguró que tuvo "un año movidísimo, de mucho aprendizaje". "Quizás en lo personal mi vida volvió a empezar, Dios me abrió los brazos y me permitió conocer a una mujer como Ivana. Pude sacarme del medio gente que no sirve y disfrutar de un programa maravilloso que es  Graduados´", concluyó.