El felino llama a su dueño de manera insistente hasta que este responde a su pedido.