Adrián Rousseau seguirá detenido y acusó a la policía de agredirlo

Adrián Rousseau, líder de una de las dos facciones que pelean por el control de la "barra brava" de River y que ayer fue detenido acusado de ofrecer resistencia a la policía, quedará preso ya que la Justicia le negó la excarcelación.


 


El carácter por el que Rousseau se encuentra detenido es por “resistencia a la autoridad en el marco de un espectáculo deportivo”. Tal delito prevé condenas de uno a seis años. Aunque es excarcelable.


 


La estrategia de la defensa del barra, encabezada por el abogado Ignacio Irurzun, será aducir que las lesiones de Rousseau fueron debido a agresiones de la policía que lo detuvo y que en ningún momento se resistió a la autoridad. Por eso, será sometido a una pericia para corroborar o desechar la acusación del detenido.


 


Por lo tanto, se demoró su excarcelación por algunas horas. De todas formas, la jueza María Rosa Cassará le dará vista al fiscal de Saavedra, José María Campagnoli, para que se expida sobre la situación del barra brava.


 


En esa dependencia se tramitan las actuaciones correspondientes a otros hechos de violencia protaginizados en los últimos meses por los hinchas de River más radicalizados. 


Sin embargo, Rousseau quedaría libre mañana, ya que está acusado de "atentado y resistencia a la autoridad", un delito excarcelable.
 


En su declaración ante la jueza Graciela Angulo Quin, afirmó que no tuvo nada que ver con el posible “encuentro” entre ambas fracciones de la barra de River.


 


Sin embargo, desde la banda de Rousseau afirman por lo bajo que esto “fue una cama”. Es que los 127 detenidos pertenecen a ese grupo, mientras que no hubo ningún apresado de “los de Palermo”.



 


Uno de los líderes de "Los Borrachos del Tablón" fue trasladado cerca de las 15 a los tribunales porteños y allí prestó declaración indagatoria por casi tres horas, informaron fuentes policiales.


 


Además, podría ser denunciado por "asociación ilícita".


 


Según Irurzun, a Rousseau lo tienen que dejar en libertad ya que no puede permanecer detenido por la presunción de que "estaba por cometer un delito".


 


" Rousseau no puede entrar al estadio pero no lo pueden detener por la presunción de un delito que podría cometer", advirtió el letrado.


 


"Si existiera alguna prueba que indicara que es cierta la versión de emboscada preparada ayer por el Ministerio del Interior lo denunciaríamos para abrir un sumario", especificó el abogado, cuando le preguntaron si esa hipótesis es verosímil.


 


Por otra parte, el abogado defensor puntualizó que aún si a Rousseau le hubiesen encontrado en su poder entradas para el partido, "el delito es contravencional y no es para que esté detenido".
  


"Desde que estoy con él nunca debí afrontar un delito conravencional. ¿De qué trabaja? Para mí es un fanático hincha de River. A ningún cliente le pregunto de dónde saca la plata. Pero me informó que es personal trainer", expresó en otro tramo del interrogatorio periodístico.
  


También precisó que Rousseau le dijo que "en ningún momento" se resistió a la autoridad antes de ser detenido -ayer por la tarde-, como lo afirman las informaciones de la policía.
  


"Trató de evitar un incidente y entonces no hubo pelea", señaló Irurzun, enfático y algo molesto, en otro momento de la rueda de prensa.


 


En otro orden, en las últimas horas recuperaron la libertad 23 de los 127 barrabravas de River detenidos antes del partido contra Vélez.
  


En total, quedan 104 aficionados catalogados como "violentos" en esas dos dependencias y en las seccionales 33 (34 hinchas) y 35 (38 hinchas). De acuerdo con la Policía, los dos grupos que se disputan el liderazgo de la barra estaban a punto de protagonizar otro violento capítulo de enfrentamiento en las inmediaciones del Monumental.


 


Voceros de seguridad precisaron que sabían de antemano que iban a enfrentarse en ese lugar gracias a un eficiente trabajo de inteligencia y dieron a conocer que son 127 los detenidos que fueron trasladados a dependencias policiales.

Dejá tu comentario