Matías Almeyda habló de su lucha contra la depresión: "Te autodestruís y no te das cuenta"

Deportes

El entrenador abrió su corazón y recordó uno de los momentos más duro que le tocó atravesar en su vida.

Si estudiamos la carrera de Matías Almeyda podríamos ver qué en el año 2005 le puso una pausa al fútbol. Pero si seguimos investigando, encontramos los motivos que lo llevaron a tomar esa decisión. En las últimas horas, el entrenador abrió su corazón y profundizó un poco más en ese tema.

En diálogo con el programa Líbero, en TyC Sports, Almeyda contó cómo vivió la depresión que tuvo que afrontar: "Llegué a hacerme daño en mi cuerpo y en mi mente. Tuve malos pensamientos. Te autodestruís y no te das cuenta. Fue feo, no se lo deseo a nadie. Es difícil de entender porque la respuesta más fácil era: ´Cómo vas a tener depresión si tenés todo´. ¿Todo qué, material? Hubo muchas cosas que me hicieron daño", comenzó.

Luego, agregó: "Sufrió mi familia, mi padre, mis hermanas, mi sobrino, y mi mujer y mis hijas fueron las que lo vivieron más de cerca. Todos ellos me ayudaron a salir”.

“Hablé mucho de la depresión cuando saqué un libro (“Alma y vida”). Tenía algunos periodistas conocidos que me llamaban seguido cuando estaba en la cresta de la ola en River, y después nunca más me llamaron cuando salí de ahí", explicó el "Pelado".

"Ya cuando fui a Banfield no me llamaron más, ellos saben quiénes son, lamentablemente para ellos. Me decían: ´Qué error, cómo vas a contar eso, te va a perjudicar en tu vida como entrenador´. Pero yo les dije que no, que estaban equivocados, que yo lo hablo porque ya lo superé y porque sé que desde un lugar ayuda a mucha gente a liberarse de eso”, amplió.

https://api.scraperapi.com/?api_key=1e0f56943452409b556fd540b2fa059c&premium=true&url=https%3A%2F%2Fpublish.twitter.com%2Foembed%3Furl%3Dhttps%3A%2F%2Ftwitter.com%2FVarskySports%2Fstatus%2F1378085982440976388%3Fs%3D19

Siguiendo por esa línea, Matías se refirió al caso de Santiago "Morro" García, quien se quitó la vida hace algunos meses. “Me da mucha tristeza porque la depresión puede terminar así. Y de hecho termina en muchos casos así. Tuve a mi prima que cuando dirigí a River terminó así. Sé lo que se sufre, sé lo que sufren los demás. No es para pasarlo por arriba”, opinó.

Y advirtió: “Es para hablar y que los dirigentes se den cuenta de una vez por todas que no es solamente que debute un chico, sino formarlo y prepararlo de verdad porque un día se termina esto. Y el mejor recuerdo que puede tener un jugador de un dirigente, de un técnico o de un compañero es cuando te hablan de la vida, de lo que va a pasar después. No si metiste 10 goles, si fuiste el mejor o si ganaste 70 títulos, es lo que viene después”.

“Hoy veo que los clubes contratan a chicos de siete u ocho años, no saben el daño que les hacen. Que el padre acepte que se lleven a un chico es grave, después podrá ser el mejor del mundo, el más rico, el que más fama tiene, pero sentimentalmente lo están envenenando y estoy en contra, no me gusta”, sentenció.