Cómo encontrar y cuánto cuesta tener una niñera de confianza

25 de enero de 2007

* Experiencia, simpatía y agilidad son algunos de los requisitos más buscados.
*minutouno.com consultó a especialistas para saber a quién elegir para dejar al cuidado de los niños.
*Empresas de búsqueda, psicopedagogas y jardines maternales ambulantes, tienen la palabra.

Sin dudas, elegir a una persona para que se haga cargo de los niños y el hogar –por trabajo o el motivo que fuera- no es tarea fácil. Y tantos los padres como los hijos pueden sufrir nervios a la hora de encontrar una niñera.

minutouno consultó a diversos especialistas que explican los factores que hay que considerar en la búsqueda, los recaudos a tomar y cuánto cuesta poder dejar a los chicos en casa sin ganar culpa y perder tranquilidad.  


 


En Staff doméstico ahorran el trabajo y los interrogantes que se pueden tener al momento de elegir. En esta agencia, que apunta al target ABC1, hacen un exhaustivo análisis a las postulantes a "nanny" para garantizar seguridad y confianza. “Pedimos experiencia, referencias comprobables, y les realizamos un test psicológico. Si todo es positivo, ya forman parte de nuestro banco de datos”, comentó a minutouno.com Ana María Bianchi, responsable de la empresa.


 


Entre $400 y $700 oscila  el sueldo de una nanny   

De esta manera, los papás que optan por este camino de búsqueda pueden contar con un amplio rango de niñeras y elegir de acuerdo a la edad, el perfil o la nacionalidad. 


 


“Nos piden de todas la edades, algunos quieren gente mayor porque la ven más confiable y otros bien jovencitas para que se tiren al piso y jueguen con los chicos", puntualizó Bianchi. El casting de niñera puede costar entre $400 y $700 y cuenta con 3 días de prueba (al cliente se le ofrecen 3 opciones y es él quién tiene la última palabra) y 30 días de garantía. Ahí termina la parte de la agencia y el sueldo se arregla entre la niñera y los padres.

En “La Cigüeña”, eligen y preparan baby sitters pero con un requisito: deben ser maestras jardineras. “Somos un jardín maternal a domicilio. Por eso, además del servicio de asistencia a los nenes, se les brinda una propuesta pedagógica con juegos y estimulación”, explicó la licenciada Marisa Russomando, psicóloga especialista en embarazo, puerperio y crianza.


 



Experiencia, simpatía y que viva cerca, ítems a considerar     


Las niñeras de esa institución hacen registros diarios sobre las actividades de los nenes (si tomó la mamadera, cuántas horas durmió o las veces que les cambió el pañal) para que los papás puedan estar informados de todo lo que sucede con sus hijos mientras no están en casa. Los aranceles varían de acuerdo a la cantidad de horas, pero hay que considerar un monto inicial de $400 (por la búsqueda) y un sueldo aproximado de $700 (más los gastos de AFIP) y a esto agregarle $100 por el control de La Cigüeña, que además hace visitas al hogar y tiene reuniones con los padres.

Día N, nenes y niñeras cara a cara

La psicóloga Mónica Mademann da algunos consejos para saber cómo hacer la presentación oficial a los chicos “Además de ser fundamental tomar a alguien  recomendado, la madre y el niño deben conocer juntos a la persona. Hay que citarla en momentos donde haya alguien de la familia y construir el vínculo entre todos", puntualizó.


 


Hay que preguntarle como manejaría una situación difícil, una emergencia, enfermedad o mal comportamiento por parte de su hijo    

Que tenga buen feeling, training para agacharse o correr, y paciencia para explicar y hablarles son otros puntos a considerar. “Buscando un equilibrio es preferible optar por un  perfil  “abuela”, porque tienen experiencia para resolver problemas e imprevistos como lastimaduras o caprichos”, sugirió Mademann, que además es psicopedagoga y mamá, factor que le otorga experiencia cuando de biberones y pañales se trata.

No existe la niñera perfecta, ya que ninguna persona es perfecta en ningún aspecto de su vida. Lo que sí es posible es encontrar a alguien que se adapte al estilo de la familia, que se sienta cómoda en la casa y con la que los chicos estén bien. Lo ideal es que pueda comprometerse con el cuidado de los niños, que sea afectuosa, alegre, paciente y comprensiva, y que tenga capacidad para reaccionar ante un imprevisto (si el nene no quiere jugar o comer) o una emergencia y que tenga cierta “disponibilidad física”, que va a ser más necesaria cuanto más pequeños sean los niños”, explicó la psicopedagoga Karina Aguirre.

¿Cómo detectar que algo anda mal?

"Por más chiquitos que sean, los chicos se manifiestan, y si los padres están conectados con él no hay forma de que no detecten que algo malo está sucediendo. No hay una señal precisa que indique que algo anda mal con la niñera, pero hay que observar el comportamiento del niño hacia ella y viceversa: si el chico la rechaza o rehúye el contacto, o si la niñera se muestra impaciente, en todo caso consultar a un pediatra", aconsejó Aguirre.


 


Otra opción es decirle a un familiar o conocido del niño que se dé una vuelta por la casa y esté presente en la adaptación aunque siempre, ante la duda, es mejor buscar a otra persona. Ya es sabido que, como los locos, los niños son tremendamente sinceros y siempre es bueno escuchar sus pensamientos.

En Vivo