La enfermera británica en cuyo organismo rebrotó el ébola está al borde de la muerte

14 de octubre de 2015

La empleada de la salud fue aislada el pasado viernes, luego de que el virus rebrotara en su organismo. "Pauline Cafferkey se deterioró", anunciaron en un comunicado las autoridades médicas del hospital en el que está internada.

"Nos entristece informar que el estado de Pauline Cafferkey se deterioró y está ahora críticamente enferma", indicó el centro sanitario en un comunicado.

enfermera ebola 01.jpg
Cafferkey, escocesa de 39 años, fue trasladada en la madrugada del viernes pasado en un avión militar desde Glasgow tras padecer una "inusual complicación", según fuentes médicas, relacionada con la enfermedad.

Pauline Cafferkey, de 39 años, contrajo la enfermedad cuando trabajaba en Sierra Leona con la organización humanitaria "Save the Children" para tratar de contener el brote de la enfermedad que afectó a África occidental.

La enfermera pasó cerca de un mes en aislamiento en el Royal Free Hospital de la capital inglesa y llegó a estar en estado crítico antes de recibir un tratamiento experimental con plasma sanguíneo de otro enfermo británico, el también sanitario Will Pooley.

Temas