-

Acribillan de 7 tiros a un subcomisario de la Policía Federal en un intento de entradera

12 de febrero de 2016

Pablo Goya, de 40 años, murió luego de que un grupo de delincuentes le disparara al querer abordarlo cuando llegó junto a su mujer a su casa ubicada en la localidad bonaerense de San Antonio de Padua. La pareja fue herida en la espalda.

Un jefe policial informó que el hecho fue cometido anoche, alrededor de las 22, en el cruce de las calles Ascasubi y 11 de Noviembre, zona oeste del conurbano.

Allí, el subcomisario Pablo Goya, de 40 años, que prestaba servicio en la División Armas y Agencias, llegó en su camioneta a su vivienda junto a su esposa y sus dos hijas.

Cuando la mujer descendió de la camioneta para abrir el portón de la cochera aparecieron cinco ladrones armados que intentaron apoderarse del vehículo.

padua.avi
El subcomisario quiso defenderse y fue asesinado de siete balazos, mientras que su esposa recibió un disparo por la espalda.

Los ladrones escaparon en un auto que los esperaba a pocos metros sin concretar el robo. La mujer herida, según el informante, fue trasladada a un centro médico cercano, donde se informó que su vida no corría peligro.

La policía realizó durante la noche y la madrugada varios procedimientos en la zona en busca de los responsables, sin éxito. Los investigadores analizaban las cámaras de seguridad de la comuna en busca de alguna pista que les permitan identificar a los ladrones. Tomó intervención en el caso la comisaría segunda de Merlo.

Temas